“La guerra de nuestra generación”. Así se refiere Víctor Soler a la pandemia del COVID-19 que ha cambiado nuestras vidas para siempre. Siguiendo por la rama bélica, el portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Gandia divide la contienda en batallas: “Los esfuerzos se centraron primero en la batalla sanitaria que, con la disciplina de los ciudadanos y la heroicidad de los sanitarios, estamos camino de vencer. Y sobre todo un objetivo claro: la búsqueda de una vacuna. Ahora bien, nos queda una batalla económica con cerca de 8.000 parados y otra social. Sin una victoria en estas dos batallas no tendremos una victoria definitiva”. 

Soler insiste en fortalecer los principales sectores productivos de la ciudad, el comercio y el turismo: “Necesitamos reactivar nuestra economía estando al lado de autónomos, pequeños comerciantes y microempresas. Y para la victoria social hace falta que ningún gandiense quede atrás y para ello necesitamos unos servicios sociales robustos, con más recursos económicos”.

¿Cómo ha vivido el confinamiento?

Al igual que muchos gandienses, acostumbrándome al teletrabajo que era una asignatura pendiente para todos y que ahora hemos tenido que aprender con rapidez. Una vez superado esto desde el Grupo Municipal Popular hemos mantenido nuestra actividad habitual con reuniones constantes y con propuestas diarias. 

Una vez declarado el estado de alarma nos propusimos continuar siendo útiles a la ciudad y hemos tratado de aportar numerosas propuestas para mejorar la vida de todos los vecinos. 

También hemos celebrado constantes reuniones con los sectores económicos y sociales y todo tipo de entidades de Gandia. Y por supuesto llamadas constantes para continuar con la escucha activa con la sociedad.

Y en el apartado personal el confinamiento me ha servido para reanudar aquellas cosas que tenía pendientes por falta de tiempo como la lectura, recuperar alguna película perdida y seguir estudiando.

Gandia y la Safor ha sido una de las áreas que mejor está frenando al virus.

Los sanitarios han dado un ejemplo de heroicidad poniendo en riesgo sus vidas para salvar la de muchos otros, incluso muchos de ellos se han aislado de sus propias familias para evitar riesgos.

Esto también ha puesto de manifiesto que en muchos casos sus sueldos no son acordes a al trabajo y esfuerzo que hacen por los demás y nos deberá llevar a una reflexión sobre las condiciones laborales de los servidores públicos.

Pero no podemos olvidar que ha habido 27 vecinos de la ciudad que han fallecido por la pandemia y aunque no somos uno de los departamentos de salud más castigados no podemos caer en la autocomplacencia. 

Por tanto, los ciudadanos no entenderían triunfalismo en medio de una pandemia que ha afectado tanta a las víctimas directas del COVID-19 como aquellos familiares que no han podido despedir a sus familiares y que han fallecido debido a otras causas.

Su partido ha propuesto muchas medidas en materia social y económica. ¿Cuáles cree que son prioritarias?

Desde el Grupo Municipal Popular hemos presentado una batería de propuestas en todos los ámbitos de las competencias locales. Medidas económicas, sociales, educativas, destinadas al sector turístico, organizativas de los servicios públicos, etcétera. 

Una crisis sanitaria que inevitablemente va a derivar en una dolorosa crisis económica. Por ello, son necesaria medias de apoyo a los sectores económicos y productivos (autónomos y pymes), aplazamientos de impuestos para los vecinos y sectores productivos, bonificación de impuestos y tasas afectos a la actividad económica,  un plan inmediato de reactivación turística, y en el ámbito sanitario test masivos para toda la población ya que se ha demostrado que es la mejor herramienta para controlar los contagios.

Todos los grupos municipales se han puesto a trabajar juntos, ¿será la regla o la excepción?

Los vecinos saben que me separa un océano ideológico con los miembros de actual gobierno de Gandia en muchos de los asuntos ordinarios de gestión. Pero el COVID-19 es un asunto de transcendencia historia que nos obliga a responder con responsabilidad también histórica.

Hemos prestado nuestro total apoyo al gobierno desde el 10 de marzo, 4 días ante de la declaración del estado de alarma llamé al gobierno para decirle que los 9 concejales del Partido Popular nos poníamos a su disposición para apoyarles en todo lo que fuera necesario. ¡Ojalá hubiéramos tenido este apoyo de la oposición cuando nosotros fuimos gobierno y atendimos a una crisis económica gigantesca!

Esto demuestra que el Partido Popular de Gandia es un partido de gobierno y hemos actuado con lealtad a la ciudad, pero esto no supondrá ni sumisión en otros asuntos ni una oposición cautiva. Hemos hecho todas las propuestas sin buscar réditos políticos, no nos dará votos, pero al menos dormiremos con la conciencia tranquila porque estamos haciendo todo lo que está en nuestra mano para arrimar el hombro.

La temporada turística se iniciará pronto y los segundos residentes procedentes de Madrid y resto del centro de España serán fundamentales. ¿Teme que Madrid salga la última de la desescalada?

Es cierto que el turismo de Gandia depende en mayor medida de la llegada de los turistas de Madrid. Estamos ante una desescalada gradual y asimétrica y todos esperamos que Madrid llegue a la Fase 3 cuantos antes mejor.

Es una decisión que no depende de nosotros y por tanto debemos centrar los esfuerzos en aquello que es competencia municipal. El primer paso para que puedan llegar los turistas es abrir la playa y mientras otras localidades se han puesto ya manos a la obra en la búsqueda de soluciones tecnológicas para la adaptación a la nueva realidad, en el caso de Gandia aun no se han tomado decisiones de calado que trasladen confianza y seguridad a los visitantes.

Ese era el objetivo del Plan “Gandia Oberta” que presentamos hace ya unas semanas, pero de momento el gobierno de Diana Morant no lo ha hecho suyo. Desde ya el turismo queda asociado a la seguridad del destino, y quien se adelante en promocionar esta idea tendrá ventaja sobre los demás. No hay que olvidar que muchísimas familias de Gandia viven directa o indirectamente del turismo, por eso no podemos quedarnos de brazos cruzados.

¿Cómo se imagina la Gandia post-covid19?

¡Ojalá pudiéramos volver a vivir sin las ataduras del maldito virus! Pero desgraciadamente no va a ser así, al menos de momento. Tenemos que iniciar un proceso de adaptación, primero individual y luego colectivo que afectará a la manera de relacionarnos y de vivir. Aunque estoy convencido que, pese a todas esas limitaciones, Gandia seguirá siendo una ciudad abierta, acogedora y que trabaja cada día para salir adelante.

Los gandienses no nos vamos a resignar, y desde el grupo popular vamos a estar vigilantes para que ningún vecino se quede atrás, y para que el Gobierno local ponga en marcha todas las medidas necesarias para la reconstrucción económica y social de nuestra ciudad.

Deja un comentario