Marta, vecina de Miramar y de 27 años de edad, fue sometida a una masectomía el 30 de junio de 2016, tras detectarle un tumor de riesgo, de 10 centímetros.

Tras esta primera operación, los médicos le avisaron de que el otro pecho también debía ser operado en un plazo de un año, por precaución. Desde entonces, Marta lleva tres años esperando su cita en el Hospital Clínico Universitario de Valencia para la mastectomía del pecho bueno y la reconstrucción de ambos.

Ante esta situación de desesperación, ella misma acudió, la pasada semana, al Servicio de Información y Atención al Paciente del Clínico, el SAIP, para poner una reclamación. Su sorpresa vino cuando le dijeron que llevaba en lista de espera desde octubre del año pasado, es decir, tan sólo 7 meses, cuando realmente llevaba 3 años esperando esta segunda operación.

Así pues, la joven de Miramar compartió su indignación en su Facebook donde pidió ayuda para que aquellos que leyeran su publicación, la compartiesen en su red de contactos. Esta fue la publicación:

Todo el mundo conoce el poder que tienen las redes sociales y este caso no iba a ser menos. Su publicación fue compartida por más de 5.000 personas con cerca de 500 me gusta y más de 80 comentarios animándola. Tan solo tres días después ha recibido una llamada del Hospital Clínico de Valencia para darle la noticia que estaba esperando: “tienes una cita el 10 de junio para tu operación”.

La joven lamenta hacer pública su historia y agradece que se haya hecho viral en las redes pero lo que realmente le preocupa es la gravedad de su enfermedad, y añade que de nada sirve que la administración alerte a las mujeres de que se hagan una mamografía, si después dejan a las personas con los problemas sin solucionar o a mitad de camino.

Tras hacerse pública esta noticia, el gerente del Hospital Clínico de Valencia, Álvaro Bonet, ha insistido en que Marta llevaba en lista de espera sólo siete meses porque su cirujano valoró la posibilidad de practicarle la mastectomía en el mes de octubre pasado y no hace tres años.

Deja un comentario