“No se puede mirar a otro lado frente el fanatismo, el sectarismo y el fascismo; desgraciadamente, la historia se repite muchas veces”. Esta ha sido la reflexión que Ximo Puig ha expuesto durante un acto en memoria del Holocausto que ha tenido lugar este viernes en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Gandia en el que han estado presentes familiares de valencianos que padecieron en los campos de concentración nazis.

El president de la Generalitat Valenciana ha hecho entrega de las baldosas del proyecto ‘Construyendo Memoria’’ que tiene como objetivo recordar a las víctimas valencianas de los campos de concentración nazis, en un acto en el que también ha participado la consellera de Justicia, Administración Pública, Reformas Democráticas y Libertades Públicas, Gabriela Bravo. En el acto han estado presentes familiares de los homenajeados.

Para el president, reconocer a las víctimas “es un hecho de justicia” ya que, ha argumentado, “si hoy hay instituciones democráticas, si existe la Generalitat, es porque hubo personas honradas, honestas, que tenían convicciones” y que “pensaban que la igualdad, la libertad, la fraternidad, eran valores por los que valía la pena luchar, tanto que dieron su vida en la defensa de esos valores”.

Puig ha considerado que “el peor de los males del siglo pasado” fue el nazismo y “todo lo que significó la barbarie de los campos de concentración”, una demostración de “hasta dónde puede llegar la maldad y la barbarie”.

Asimismo, el president ha advertido que, si el Holocausto se produjo, fue “entre otras cosas, porque miles y miles de ciudadanos normales miraron a otro lado”.

“Esa es la gran lección de la historia: no se puede mirar a otro lado frente al fanatismo, el sectarismo y el fascismo, porque si se mira a otro lado, cuestiones que pensábamos que no podían pasar, pasan”, ha manifestado.

Por ello, el president ha instado a “aprender las lecciones de la historia” y a recordar que “en ningún sitio está escrito que no se pueda repetir la historia”, sino que, “desgraciadamente se repite muchas veces”.

Así, ha considerado a las víctimas “un ejemplo vivo, con una vigencia absoluta en su sacrificio por todos nosotros”. “Estamos aquí para reconocer, por gratitud, a las que fueron personas decentes y con las que nos sentimos absolutamente identificados”, ha afirmado, y ha agradecido la presencia del nieto y la hija de dos de las víctimas.

“Todos juntos tenemos que rescatar la memoria para que nos ayude a vivir el presente, porque los viejos fantasmas están volviendo a cabalgar por Europa, y también por España, y no hemos de permitir que los que hicieron tanto mal el siglo pasado ahora puedan volver a tener cualquier cobertura”, ha concluido el president.


UNA LEY PARA RECUPERAR LA DIGNIDAD DE LAS VÍCTIMAS

La consellera de Justicia, Gabriela Bravo, ha explicado que el proyecto ‘Construyendo Memoria’ surge como un medio de recordar el primer año de la entrada en vigor de la Ley de Memoria Democrática, una norma que, ha defendido, pretende “recuperar la dignidad delas víctimas de la Guerra Civil y el franquismo”.

Bravo ha subrayado que el texto autonómico está basado “en los principios que las Naciones Unidas han reclamado durante mucho tiempo, principios como dignidad, justicia y memoria”.

En este sentido, ha considerado que, dentro de los proyectos que se han puesto en marcha desde la entrada en vigor de dicha ley, es fundamental “abrir esa luz a todos aquellos que sufrieron tanto en los campos de concentración”.

Bravo ha recordado que el homenaje a las víctimas de Gandia se celebra la semana del Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto, que tuvo lugar el pasado 27 de enero.

“UN SILENCIO ATRONADOR Y ESCONDIDO”

“Durante muchos años, ha habido un silencio atronador y escondido, y un olvido intencionado de las instituciones hacia el derecho a conocer la verdad sobre el pasado”, ha subrayado la alcaldesa de Gandia, Diana Morant.

Morant ha ensalzado el proyecto ‘Construint Memoria’, una iniciativa que ha iniciado la Generalitat “con mucho acierto y responsabilidad”, para reconocer y rememorar a todos los valencianos y las valencianas que sufrieron la barbarie durante la Segunda Guerra Mundial.

“Detrás de los nombres de Enrique Calabuig Buigues, Francisco Escribá Morán, José Ferrer, Jaime Ferrer Segura, Francisco, Prefasi Alberola y Valiente García Rodrigo, hay rostros, almas. Y también está el corazón de las familias, de sus nietos y bisnietos, que necesitan que se les recuerde, que se les reconozca, porque nunca es tarde para revivir aquella dramática realidad que cambió muchas vidas y, incluso, nuestra historia” afirmó la alcaldesa. “Durante muchos años, ha habido un silencio atronador y escondido, y un olvido intencionado de las instituciones hacia el derecho a conocer la verdad sobre el pasado, que ahora nos corresponde reparar. Seguiremos por este camino, porque es el camino de la justicia y porque es nuestra obligación como demócratas”.

Diana Morant

“Con iniciativas necesarias como ésta no sólo continuamos avanzando con responsabilidad hacia un futuro de convivencia, libertad y cohesión, sino que también hacemos nuestras las palabras del escritor José Saramago, que dijo ‘Tenemos que recuperar, mantener y transmitir la memoria histórica, porque se empieza por el olvido y se termina en la indiferencia”, ha concluido la primer edil de Gandia.

Deja un comentario