Las medidas de seguridad sanitarias de la Comunidad Valenciana para estas Navidades han cambiado. La alta incidencia del covid-19 en la comunidad, y en ciertos puntos como el Departamento de Salud de Gandia, ha hecho que el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, tome medidas aún más restrictivas para estas fechas de celebraciones.

Las nuevas medidas entrarán en vigor el próximo día 21 de diciembre porque «todas las entidades y centros culturales tenían previstas una serie de actividades que pensamos que no podemos alterar de una manera unilateral y, por tanto, vamos a dejar que este fin de semana transcurra con la normalidad que hasta ahora habíamos establecido».

Las nuevas medidas, vigentes hasta el día 15 de enero del 2021, son:

  • El toque de queda en la Comunidad Valenciana se adelanta a las 23:00 horas. Tan solo habrán dos excepciones, los días de Nochebuena y Nochevieja, que se mantendrá a las 00:00 horas.
  • Las reuniones sociales se limitan a seis personas y con tan solo dos grupos de convivencia, sin excepciones. Por esta razón, los allegados no podrán asistir a las reuniones sociales.
  • El cierre perimetral autonómico permanecerá vigente y con más controles.

Se trata de unas medidas que intentarán controlar la incidencia del virus en unas semanas en las que la Comunidad Valenciana ha registrado más de 2.000 casos diarios durante cuatro días consecutivos.

Puig ha comparecido ante los medios asegurando que «no nos gusta crear incertidumbre ni corregir medidas que anunciamos tan solo hace 12 días, pero la situación de la pandemia cambia y tenemos que adaptarnos a ella para poderla combatir mejor».

Con todas estas medidas, los responsables sanitarios y desde la Generalitat instan a toda la población a que cumplan con las medidas de seguridad. El presidente ha destacado que «lo más efectivo es reforzar la responsabilidad individual» y que «saltarse las restricciones significa perjudicar al resto de personas en salud, trabajo y bienestar».

Deja un comentario