Ya está en pleno funcionamiento el nuevo servicio de Saforbici, con todas las bases y bicicletas renovadas (durante el último año ha convivido un sistema mixto, donde todavía se encontraban las bicicletas y bases de anclaje mecánico). En estos momentos, las 45 bases en funcionamiento son de anclaje óptico. 

“Se ha demostrado que el nuevo sistema es mucho más útil y con menos averías. El vandalismo no era tan alto como se atribuía. Puesto que los desperfectos en buena parte se producían por el sistema de anclaje, muy violento, que echaba a perder bases y bicis. También se reparan con más facilidad.

Tenemos en la calle más de 220 bicis nuevas. Y con las viejas, que se encuentran en buen estado, estamos cerrando una acuerdo con una ONG para que sean utilizadas por niñas y niños que no pueden optar a tener una”, ha explicado el concejal Ródenas.

El edil de Més Gandia también ha asegurado que el número de usuarios está aumentando, sobre todo en cuanto a los abonos diarios y semanales, que se pueden realizar de una forma autónoma en las bases mismo. No en vano, el último verano se duplicó el uso respecto al año anterior.

En este sentido, se ha comprometido a trabajar para hacer público periódicamente el número de usuarios, al igual que se hace con otros servicios, como por ejemplo el de recogida de animales abandonados. Y ha reconocido que el siguiente estadio es llegar a las 500 bicicletas en la calle, tal y como tiene pendiente de cumplir la empresa Saforbici.

Deja un comentario