Juan Pablo Tur, presidente de FAES, se toma el pase del área sanitaria de Gandia a la Fase 1 de la desescalada como “un primer paso para empezar a reactivar la economía”, pero advierte con buen criterio que “no todo está hecho, lo más importante, es que el conjunto de la sociedad sea muy responsable porque si hubiera un repunte de infectados, todas las fases se verían paralizadas y eso nuestro país no se lo puede permitir, con lo que todo depende de nuestro propios actos”.

La visión del CEO de Turmetal insiste, teniendo en cuenta el carácter global de la pandemia: “Hay que tener muy en cuenta, por desgracia para todos, que si hubiera una desescalada en todo el territorio de las comunidades, las zonas que presentan mejores índices se verían afectadas por las que peor están y volveríamos al principio”.

¿Cómo ha vivido el confinamiento?

Sinceramente el confinamiento ha sido un cambio de paradigma total y una rotura de las ortodoxias sociales. La vida nos ha cambiado y nos ha hecho ver que el ser humano no es el dueño del mundo sino todo lo contrario, formamos parte de un ecosistema que estamos degradando día a día. Claro está que este tipo de pandemias se viene dando desde los principios de la historia, hay que recordar que la peste negra mató a 200 millones de personas afectando especialmente a Europa diezmando su población en un tercio, junto con la gripe española, que no tuvo origen en España y fue una de las más virulentas.

Los aspectos positivos, por nombrarlos de alguna manera, han sido volver a dar importancia a las cosas que realmente la tienen, la salud y la libertad. Respecto al mundo, ha forzado por necesidad, la implantación de la digitalización de las empresas y sus distintos procesos, punto en el que nuestro país está a la cola en comparación a la mayoría de países desarrollados. Se ha demostrado que el modelo laboral presencial no es el más productivo y es ahí donde podemos avanzar muchísimo en la conciliación de la vida familiar / social.

Gandia y la Safor ha sido una de las áreas que mejor ha frenado al virus.

Desde FAES venimos remarcando el impecable comportamiento de los habitantes de nuestra comarca y su responsabilidad, de hecho nuestra comarca es la que mejores índices tiene de toda la Comunidad Valenciana, y uno de los mejores de toda España. De ahí que según vayan avanzando las fases de desescalada. La Safor será un referente para que los visitantes tengan total confianza en su seguridad, y esperamos que sean igual de responsables que hemos sido y estamos siendo nosotros.

¿Cree que las ayudas que están ofreciendo las administraciones son suficientes y acertadas?

La administración central está demostrando su falta de capacidad para gestionar. Somos conscientes de que estamos frente a una situación muy complicada y nunca dada en la democracia, pero de eso se trata la gestión, que es tomar decisiones en un entorno adverso, para eso tienen la responsabilidad que los ciudadanos les hemos otorgado. Las decisiones han sido tomadas de forma unilateral, sin tener en cuenta a los agentes sociales, CEOE como representante del tejido empresarial y los sindicatos como representantes de los trabajadores. No importa el color, pero ahora es cuando los políticos tienen que demostrar su valía y el sentido de su trabajo y eso ha quedado totalmente en entredicho. Exigimos coherencia y responsabilidad, el bienestar social sale de la economía y no de la filosofía, que se olviden de medidas populistas e implementen medidas sociales. Nos dijeron que iban a movilizar 200.000 millones de euros, un 20% de nuestro PIB, cuando movilizar es un término inexistente en economía además de ser una cantidad imposible de alcanzar para España. Respecto a los famosos ICO’s, de las 900.000 solicitudes presentadas solamente se han contestado el 25% y aprobado el 8% con una media de 25.000 €; según datos proporcionados por la CEOE. El dinero no está llegando a quien más lo necesita. Estamos frente a una triple crisis, crisis sanitaria, crisis de oferta y crisis de demanda, estamos frente a las características de una Economía de Guerra Mundial, una situación excepcional que requiere medidas excepcionales.

De la misma manera, en FAES destacamos la buena gestión del Gobierno Local, encabezado por nuestra alcaldesa Diana Morant, que dentro de las pocas posibilidades que tiene la ciudad, bajo un plan de ajuste, han sido rápidas, eficaces y flexibles.

En este sentido la Generalitat Valencia ha sido más eficaz que la administración central, con medidas de contención del virus y ayudas sociales más directas aunque insuficientes.

¿Cuáles son las principales preocupaciones que los empresarios de la Safor le están haciendo llegar?

La principal preocupación es la falta de liquidez de muchos autónomos y empresas, recordar que han pasado 60 días desde el inicio de la crisis sanitaria, y en ese periodo por desgracia muchos negocios han tenido que cesar su actividad y cerrar sus puertas. El 40% de la población activa está dentro de un ERTE y las ayudas económicas ya han llegado tarde para muchos. Por otra parte, existe la incertidumbre de qué protocolos tienen que seguir cuando se inicie la actividad de cada sector y qué respuesta va a obtener por parte del consumidor.

¿Qué papel está desempeñando FAES en esta crisis y cuál desempeñará cuando llegue la “nueva normalidad”?

Ahora más que nunca está quedando más que demostrada la importancia del asociacionismo, desde la Federación con la ayuda de otras organizaciones, estamos realizando una Campaña Solidaria (www.aesafor.es/ayudasafor/) donde se han recaudado más de 70.000 € entre donaciones en Dinero y Material, todos los habitantes de la Safor han respondido al grito de ayuda y me gustaría destacar personalmente, la implicación de todo el tejido empresarial abanderado por la Familia Juan. Cuando el gobierno central aún no tenia ni mascarillas o había mal gastado el dinero público, que todos pagamos con nuestros impuestos, en compra de material sanitario inservible, FAES importó desde China 20.000 mascarillas quirúrgicas con todos los certificados de calidad y que han sido donadas a los grupos mas vulnerables de nuestra sociedad.

Hemos creado una plataforma para la adquisición de EPI’s y Productos de Protección (www.episafor.es) para que cualquier autónomo, empresa o personas en general pueda acceder a la compra de esos obligados productos, con la mejor calidad/precio, y lo más importante, con proveedores locales para generar esa economía circular que tanto necesitamos y vamos a necesitar.

Además, formamos parte de todos los foros de decisión representando y salvaguardando los intereses de las empresas y de todos las personas que las componen. Tuvimos la iniciativa de generar un grupo de trabajo con todos los alcaldes y alcaldesas de nuestra comarca, y desde aquí queremos agradecer su total implicación.. Se analizaron qué líneas directrices se iban a implementar desde los diferentes municipios de la Safor y así crear sinergias entre todos para promover y reactivar consumo. Hay que recordar, que FAES representa al tejido empresarial de los 31 municipios que componen nuestra comarca, formamos también parte de las comisiones de trabajo de la CEV donde nos representan en la CEOE.

Nuestro papel es fundamental en la transición a la nueva normalidad, y por eso necesitamos tener el máximo apoyo económico de las diferentes administraciones locales, ya que nuestros recursos son más que limitados y tenemos mucho trabajo por hacer, en pro de la mejora de nuestra comarca.  

¿Qué puede suponer para las empresas turísticas que Madrid salga la última de la desescalada?

Primero que nada, queremos dejar claro, que queremos a nuestros turistas y ahora más que nunca los necesitamos, La Safor es su casa y los estamos esperando con los brazos abiertos. También queremos posicionarnos en contra de la desinformación que estuvo infectando las redes sociales, y contaminando el mensaje hacia nuestros turistas, gente imprudente la hay en todos los sitios y en nuestra comarca también, pero es de una irresponsabilidad flagrante estigmatizar a las personas que nos visitan del centro de España y junto con todos nosotros, activan el turismo y el comercio, pilares principales de nuestra economía.

Por citar algunos datos económicos, el Turismo representa más del 20% del PIB de nuestra comarca que sumado al Comercio y las ventas cruzadas que generan ambos sectores, estamos hablando de más de 30% del PIB, traducido a números concretos, cada turista tiene un gasto medio de 90 €/día lo que supone unos 4,5 millones de Euros por día en ingresos para el conjunto de la comarca de La Safor.

Que Madrid salga la última de la desescalada es lo más responsable, ya que es la comunidad con mayor incidencia del virus, pero tendrá un impacto más profundo en nuestra economía, pero como hemos citado anteriormente, lo más importante en estos momentos es protegernos para que no se produzca un nuevo rebote.  

P.- ¿Cómo se imagina la Gandia post-covid19

La nueva Gandia la vemos como una ciudad que se adaptará a convivir con el covid19, ya que, hasta que no exista una vacuna, esta situación formará parte de nuestro día a día y todos tenemos que concienciarnos. La economía de proximidad será clave para activar el consumo y desarrollo económico. Tendremos una Gandia más solidaria donde será fundamental proteger a los grupos más vulnerables, que en esta complicada situación, por desgracia, son los que más están sufriendo. Veremos una unión entre todos los municipios de la comarca para poner en valor la marca de La Safor.

Pero no podemos negar la realidad y no tomar todas las medidas que sean necesarias. Según analizamos los datos que tenemos en estos momentos, junto con las proyecciones a futuro más la suma de los entornos a nivel global, la situación en Gandia y en toda la comarca no se prevé nada halagüeña. La profundidad de la crisis y su duración dependerá del tiempo en que tardemos en recuperar la nueva normalidad.

Deja un comentario